Mantenimiento del vehículo: puntos clave a revisar

 In Consejos, Motor-Transporte

Llevar a raya el mantenimiento del vehículo es fundamental para nuestra seguridad. Es clave seguir las recomendaciones del fabricante y tu taller de confianza en cuanto a revisiones y cambio de piezas, y hacerlas en tiempo y forma.

Por ejemplo, tras el verano, es un buen momento para mirar el estado de las ruedas, los limpiaparabrisas o los frenos, dado que comienzan las primeras lluvias y bajan las temperaturas y esto también afecta al coche.

Neumáticos, batería, amortiguadores, aceite, frenos y escobillas son elementos del vehículo que solemos descuidar y estos ‘descuidos’ pueden acarrearnos muchos quebraderos de cabeza. Mantener en buen estado estas piezas disminuye el riesgo de sufrir un accidente y, además, evitamos que nuestro coche consuma más carburante de la cuenta.

Como hemos destacado en anteriores posts, el mantenimiento del vehículo preventivo es básico para prolongar la vida útil de tu vehículo, optimizar su rendimiento y evitar gastos extra en reparaciones y averías.

Este mantenimiento se debe realizar tanto en el taller, programando revisiones periódicas en función del uso y edad del automóvil, como por parte del usuario. Y es que no prestar la atención necesaria al cuidado del vehículo por prisas o despistes, puede derivar en problemas graves.

Hay algunos elementos del coche que, por su función, requieren mayor atención. He recopilado estos ‘elementos claves’ para que no los descuides y los tengas en cuenta de cara a llevar un mantenimiento adecuado de tu vehículo.

mantenimiento del vehiculo revision puntos claves

Aceite de motor y filtro

El estado del aceite de motor es vital para proteger una parte tan importante del coche. De ahí que sea tan recomendable revisar el nivel periódicamente y cambiarlo cuando indique el fabricante del vehículo. Recuerda que cuando renueves este lubricante, hay que cambiar también el filtro de aceite.

Mantener el aceite en óptimas condiciones protege al motor de la fricción y lo refrigera para evitar un sobrecalentamiento. En cuanto al filtro, si está bien, garantizamos que el aceite esté limpio y, de este modo, evitaremos obstrucciones por acumulación de suciedad que provocarían serios problemas al coche.

¿Cuándo hay que hacer este cambio? Esto depende de las especificaciones técnicas de cada vehículo, del lubricante en uso y las recomendaciones del fabricante. No obstante, como norma general, se aconseja cambiar el aceite cada 15.000-20.000 kms.

Correa de distribución

Es, sin duda, otra de las piezas vitales para el funcionamiento del vehículo. Es un elemento clave para el correcto funcionamiento de cualquier motor de combustión, ya sea diésel o gasolina. Se encarga de que todos los elementos mecánicos de un motor de combustión interna funcionen de manera sincronizada.

Con el tiempo, la correa de distribución se desgasta. Gira a una velocidad muy alta y está sometida a un rozamiento constante, además de altas temperaturas.

Es por ello, que con el cambio de esta pieza debemos ser muy estrictos. El intervalo recomendado varía en función del tipo de coche, ya que las correas soportan esfuerzos dispares y su material puede variarPor lo general, el intervalo de cambio oscila en torno a los 100.000 kilómetros o a los 10 años de uso del vehículo.

No obstante, para asegurarte, es importante que consultes el manual de tu coche o sigas las indicaciones de tu mecánico de confianza para saber cuándo debes hacer este cambio.

No debemos prolongar la vida de esta pieza de forma innecesaria. Los daños colaterales que pueden provocar un tensor dañado o una correa de distribución rota son múltiples y en algunos casos muy costosos, ya que afectaran directamente al bloque del motor.

Sistema de frenado

Unos frenos desgastados reducen considerablemente la distancia de frenado y, por tanto, aumentan las posibilidades de sufrir accidentes. Por eso, hay que prestar también atención al sistema de frenado, sustituyendo el líquido en función de las recomendaciones del fabricante del vehículo.

Generalmente, se recomienda revisar el estado de las pastillas cada 10.000 kilómetros, más o menos, aunque esto depende de las características y uso de cada coche. Además, los discos de freno y el líquido se deben sustituir cada dos años o entre 30.000 y 40.000 kilómetros.

Los testigos luminosos del vehículo alertan de posibles problemas de frenado, así como a otras “señales” que puedes notar durante la conducción: vibración al pisar el pedal de freno que avisa de desgaste en las pastillas, o que el pedal esté esponjoso y se va al fondo al pisarlo, señal de presencia de aire en el circuito hidráulico.

revision neumaticos vehiculo

Presión de los neumáticos

Los neumáticos pueden fallar por desgaste o por un mal ajuste en la presión. Cada época del año y tipo de conducción tiene unos índices de presión recomendados para los neumáticos que suelen estar indicados en el manual de instrucciones y en la puerta del vehículo.

La presión mal equilibrada puede provocar pinchazos y falta de adherencia en la conducción. Y es que los neumáticos con la presión baja consumen más combustible, mientras que los neumáticos excesivamente “hinchados” desgastan antes.

Por ello, para mejor rendimiento y seguridad en la conducción, es fundamental controlar la presión, al menos, una vez al mes. Para saber el nivel de presión adecuado para los neumáticos traseros y delanteros, basta con consultar el manual del vehículo.

El refrigerante

Junto al aceite, el refrigerante es otro líquido al que hay que prestar atención, dada la función que tiene en el mantenimiento del vehículo. Es fundamental, pues evita el sobrecalentamiento del motor, la corrosión y para protegerlo de la temperatura exterior. Revisa de vez en cuando el nivel y evita que el depósito se quede sin este líquido, ya que se calentaría en exceso y podría ocasionar averías muy costosas.

Recuerda: tu vehículo necesita atención.
Evita despistes en el mantenimiento preventivo de tu vehículo, ten en cuenta esos puntos que son clave para mantener a raya su revisión. Eso te ayudará a ganar seguridad y prolongar su vida útil

Artículos recomendados

Enviar comentario

Escriba lo que quiera buscar y pulse Enter

medir concentracion de lubricantes refrigerantescambio_aceite